España: EL PP gana las elecciones y obtiene mas bancas que en el 2016

El conservador Partido Popular fue el único que sumó apoyo de los votantes en la repetición de las elecciones generales de España el domingo, en las que se mantuvo el panorama fragmentado y de compleja solución para formar Gobierno, tres días después del traumático adiós del Reino Unido a la Unión Europea.

Desafiando las previsiones, el presidente en funciones, Mariano Rajoy, se convirtió en el principal vencedor cuando el PP logró 137 de los 350 asientos del Congreso, 14 más que el pasado mes de diciembre. Los sondeos que anticipaban que las opositoras fuerzas de izquierda sumarían más que las de centroderecha también fallaron.

«Hemos ganado las elecciones, reclamamos el derecho a gobernar, precisamente porque hemos ganado las elecciones», ha dicho Rajoy desde el balcón de la sede popular en la calle Génova, donde ha celebrado su victoria.

El PP obtuvo mas escaños que en la elección del 2015, estos datos contradicen a las encuestas que auguraban un triunfo del PP más ajustado y situaban a la coalición Unidos Podemos por delante de los socialistas del PSOE.

Pasada la medianoche local, Rajoy brindó su discurso triunfal: "Este es discurso más difícil de mi vida, y algunos he echado. Llevo militando en este partido toda mi vida, empecé cuando empezaba la democracia en España, pegando carteles. Como tantas personas del Partido Popular hemos dado muchas batallas democráticas y electorales. Y me siento enormemente orgulloso de este partido, ha sido difícil pero este partido ha tenido coraje, ganas y determinación, siempre hubo alguien con una bandera del Partido Popular, que es la misma que la de España", clamó.

Podemos, que no consiguió superar al partido socialista (PSOE), reconoció hoy que los resultados obtenidos en las elecciones "no son buenos". "No son los que esperábamos", dijo el número dos de Podemos, Iñigo Errejón, quien añadió sobre los resultados: "Retrasan un proceso de cambio político en España que creemos que es irreversible".

Mientras tanto, los liberales de Ciudadanos ocupan la cuarta posición con 30 escaños. Por lo que se refiere al resto de los partidos que concurren a estos comicios, las formaciones nacionalistas obtienen los siguientes resultados: ERC (independentistas catalanes), 9; CDC (nacionalistas de centro derecha), 8, y el PNV (nacionalistas vascos), 5.

Estos primeros resultados no alteran significativamente los de las elecciones que se celebraron en España el 20 de diciembre de 2015, cuando los partidos no fueron capaces de elegir en el Congreso a un presidente que pudiera formar Gobierno.

Sin embargo, en estos segundos comicios, las cuatro fuerzas políticas nacionales se comprometieron a que no haya unas terceras elecciones. El Congreso de los Diputados suma 350 escaños, por lo que la mayoría absoluta se sitúa en 176.

Los candidatos de los cuatro principales partidos — Mariano Rajoy por el Partido Popular; Pedro Sánchez del PSOE; Pablo Iglesias por Unidos Podemos y Albert Rivera, de Ciudadanos —, pidieron el voto durante la mañana, en una jornada soleada y de temperaturas cálidas en todo el país.

El fuerte descontento popular con el gobierno por el alto desempleo, los recortes de servicios como la salud y la educación y los incesantes escándalos de corrupción han sido el centro del debate electoral en estas últimas dos semanas.

De acuerdo con la Constitución, el gobierno electo debe obtener un voto de confianza con más del 50% de los 350 votos antes de asumir. Si no lo consigue, una segunda votación 48 horas después debe darle el 50% de los votos emitidos y en este caso algunos partidos pueden abstenerse y dejar que otro asuma el poder a cambio de concesiones.

España vota cuatro días después que un referéndum en el Reino Unido resolvió el abandono de la Unión Europea.

Agencias y Antena305

26 de Junio 2016