Ante ausencia de Jeb Bush, Congresistas le dan apoyo a Marco Rubio

El aspirante republicano a la Casa Blanca Marco Rubio heredó hoy el apoyo de varios políticos del país que eran aliados de Jeb Bush, entre ellos el de tres congresistas de Florida que lo consideran el "futuro" del partido.

Para Ileana Ros-Lehtinen, Mario Díaz-Balart y Carlos Curbelo, el senador por Florida, de origen cubano como ellos, es ahora el único capaz de "reunificar" el Partido Republicano en unas elecciones que son "críticas".

"Bush ha sido parte de nuestra familia política, creo que estaría listo para ser presidente desde el primer día, pero ahora se trata del futuro, llega el tiempo de la nueva generación", aseguró Ros-Lehtinen.

Los tres congresistas de Florida anunciaron su alianza con la campaña del senador por Florida, al que consideraron un "producto del exilio", durante una rueda conjunta en la que también participaron el exrepresentante Lincoln Díaz-Balart y el vicegobernador de Florida, Carlos López-Cantera.

Rubio, quien tras el retiro de Bush el pasado sábado tiene como principales rivales a Donald Trump y Ted Cruz, "está listo, es efectivo y es brillante. Él ilustra lo mejor del sueño americano y va a unificar y fortalecer a este país", indicó el congresista Mario Díaz-Balart.

Los cinco republicanos, que agradecieron la "campaña decente" y con "ideas" de Bush, exgobernador de Florida, manifestaron que ahora se trata "esencialmente de una competencia de tres candidatos", en la que Rubio podrá atraer el "voto joven e incluso el de los independientes y latinos".

Ros-Lehtinen expresó que el senador de origen cubano será capaz de "unir a todas las voces", al destacar que aunque los hispanos tienen entre uno de sus prioridades la inmigración, se trata de un "electorado multifacético", con grandes intereses en la economía.


Los republicanos de Florida defendieron, además, el récord como senador de Rubio y especialmente destacaron la nueva ley que castiga a los funcionarios venezolanos que violen los derechos humanos mediante la congelación de sus bienes o cuentas bancarias en Estados Unidos.

Los aspirantes republicanos se medirán el martes en las primarias de Nevada, en las que los aspirantes de la base republicana luchan por el segundo puesto después de Trump.

"El Partido Republicano y la gente merecen un candidato que respete a la gente, que respete la Constitución y que además pueda atraer a nuevo electores", dijo Curbelo sin mencionar al polémico Trump, que ha tratado a los inmigrantes mexicanos como "criminales" y "violadores".

El estratega republicano Alfonso Aguilar explicó hoy a Efe que los apoyos de Florida se van a empezar a replicar en el país, al considerar que "Trump no puede ganar una elección general".

El magnate inmobiliario "no tendría el apoyo del electorado latino en estados claves como Nevada, Florida, Virginia y Colorado", aseguró Aguilar.

Rubio también recibió hoy el apoyo de los congresistas Orrin Hatch, Jeff Flake, Jeff Miller y Gus Bilirakis, además del gobernador de Arkansas, Asa Hutchinson.

"Rubio es el candidato que puede unir este país y que puede ganarle a Hillary Clinton o Bernie Sanders", los dos aspirantes a la candidatura demócrata, aseguró por su parte el ex congresista Lincoln Díaz-Balart.

Por otro lado, Ros-Lehtinen rechazó que Bush tenga algún tipo de presión del partido para apoyar a Rubio. "Él es un profesional, puede determinar el futuro de su voto", aseguró.

En el mismo sentido se expresó Aguilar, antiguo aliado de Bush, quien dijo que no le sorprendería que el exgobernador apoye al senador, pues se trata de una persona "honorable" y al final "son amigos, y él fue su tutor".

"Marco Rubio tiene una base conservadora pero atrae votantes independientes, latinos, y también puede unificar los sectores de la base conservadora", consideró Aguilar.

Según una encuesta de la Florida International University, realizada antes de conocerse los resultados de las primarias de Carolina del Sur, celebradas el pasado sábado, el 37,2 % de los hispanos republicanos de Nevada manifestaron su intención de votar por Trump este martes.

Rubio aparece en segundo lugar en intenciones de votos, con el 16,4 %, que puede aumentar, pues el 11,4 % tenía pensado votar por Bush cuando se efectuó la encuesta, que tiene un margen de error del 4-5 % y fue hecha a 1.001 personas a través de teléfonos celulares. EFE

22 de Febrero 2016