Apabullante respuesta en recogida de firmas para revocar a Maduro, mas de un millón

El líder opositor Henrique Capriles dijo este jueves que en dos días de recolección de firmas para iniciar el proceso de referendo para revocar el mandato del presidente venezolano, Nicolás Maduro, se obtuvieron 1.102.236 rúbricas, muy por encima de las 195.721 solicitadas por el Consejo Nacional Electoral (CNE).

"Tenemos en este momento 1.102.236 firmas, y va a crecer un poquito más, esto dice que estamos hablando que es probable que lleguemos aproximadamente a ocho veces más de las firmas que nos fueron requeridas", dijo Capriles en rueda de prensa en Caracas.

"Esto ha sido extraordinario, quedamos sin palabras. Dijimos que en horas íbamos a tener el uno por ciento de las firmas requeridas, y ayer ya teníamos 600.000", afirmó.

El también gobernador del estado Miranda señaló que el Gobierno de Maduro "sabe perfectamente lo que pasó ayer" con el proceso de recolección de firmas a escala nacional realizada por la alianza opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD), y que por ello "están descolocados".


El dos veces candidato a la Presidencia dijo que a partir de ahora la MUD recibirá todos los formularios con las firmas recogidas en las principales ciudades de los estados de Venezuela para realizar un proceso de revisión antes de llevarlas al CNE.

"A partir de mañana vamos hacer nosotros nuestro proceso de auditoría interno, y una vez que se haga, vamos a llevar las firmas al CNE. Eso está previsto que se haga en las próximas horas", aseguró.

Además, indicó que el organismo electoral tiene cinco días continuos, después de recibir las rúbricas, para dar inicio al proceso de validación de las mismas, en el que los firmantes deberán asistir a los centros que disponga el CNE en las respectivas ciudades para verificar su voluntad con la huella digital.

Luego vendrá otra etapa de obtención de rúbricas del 20 por ciento del total de potenciales electores (algo menos de 4 millones), necesarias para que se convoque una fecha para el referéndum en el que más de 19 millones de venezolanos estarían llamados a las urnas para decidir si Maduro sale o no de la Presidencia.

"No necesitamos más firmas ahora, estamos preparando para ir a las 4 millones de firmas", recalcó.

El líder opositor dijo que el CNE no puede usar como un obstáculo para cumplir con los plazos establecidos los nuevos días no laborables para los organismos públicos que decretó el Gobierno para reducir el consumo de electricidad en tiempo de sequía.

"El CNE tiene que garantizar el ejercicio de nuestros derechos políticos, que están dentro de los derechos humanos, aquí no se vale vacaciones. No es que por un tema eléctrico convertimos esto en una guachafita (desorden)", señaló.

"Si pretenden cerrarnos el ejercicio de nuestros derechos, los venezolanos vamos a movilizarnos y ejercerlo dentro de la Constitución", remarcó.

Capriles aseguró que la oposición venezolana no quiere un "golpe militar" ni "un estallido social", y le advirtió al Gobierno que van "a terminar con votos porque el pueblo revoca".

EFE

29 de Abril 2016