Arrestan a un joven por querer matar a Donald Trump durante acto de campaña

Un hombre arrestado en un mitin de Donald Trump en Las Vegas dijo a las autoridades que trató de tomar el arma de un agente para poder matar al virtual candidato presidencial republicano, dijeron autoridades federales.

En una denuncia presentada el lunes en la Corte de Distrito en Nevada, se acusa a Michael Steven Sandford de un acto de violencia en propiedad restringida. Se esperaba su comparecencia ante un tribunal la tarde del lunes.

Las autoridades dijeron que Sandford fue a un mitin de Trump el sábado en el Treasure Island Casino y se acercó a un policía de Las Vegas a decirle que quería un autógrafo de Trump. La denuncia dice que Sandford fue arrestado después de tomar la empuñadura del arma de un agente con el fin de quitársela.

No estaba claro de inmediato si tenía un abogado. La policía de Las Vegas dice que Sandford tiene 19 años.

Sandford portaba una licencia de conducir del Reino Unido, según la acusación. El detenido dijo a un agente especial que ha vivido en Estados Unidos durante aproximadamente un año y medio, que residía en Hoboken, New Jersey, y que manejó en su automóvil al área de San Bernardino, California, antes de llegar a Las Vegas el 16 de junio.

Sandford dijo a las autoridades que había estado planeando un asesinato durante alrededor de un año y que estaba convencido de que moriría en el intento. Agregó que además reservó como respaldo un boleto para un acto de campaña de Trump en Phoenix, agendado para más tarde durante el día.

Dijo a las autoridades que fue al campo de tiro Battlefield Vegas el día previo al mitin y disparó 20 cargadores de una pistola Glock calibre 9 milímetros para aprender a utilizarla. Detectives de la policía que visitaron el campo de tiro hablaron con un empleado que confirmó que proporcionó a Sandford lecciones de tiro, según el acta de acusación.

Aproximadamente 1.500 personas asistieron al acto de campaña, el cual se realizó en el Mystere Theater dentro del casino. Los asistentes pasaron a través de detectores de metales operados por el Servicio Secreto, por la policía y agentes de seguridad del casino.

EFE

20 de Junio 2016