Atacantes del ISIS grabaron asesinato de sacerdote en Francia

Atacantes vinculados a Estado Islámico degollaron el martes a un anciano sacerdote y tomaron a varios fieles como rehenes en una iglesia de Francia antes de ser abatidos por la policía.

Las fuerzas de seguridad dijeron que hombres armados con cuchillos entraron a la iglesia durante la misa matutina cerca de la norteña ciudad de Rouen, al oeste de París.

Los asaltantes mataron al sacerdote Jacques Hamel, de 85 años, y tomaron rehenes a cuatro personas, resultando gravemente herida una de ellas. Los agentes abatieron a los atacantes cuando salieron de la iglesia con los rehenes.

La hermana Danielle explicó, en un testimonio a la emisora de radio RMC, que los asesinos les ordenaron agruparse a los cinco presentes y que no se detuvieron pese a que todos les imploraban que no siguieran adelante.

Los hombres forzaron al cura Jacques Hamel a arrodillarse y cuando éste intentó defenderse, "entonces comenzó el drama", relató la monja.

"Se grabaron en video. Hicieron una especie de sermón en torno al altar en árabe. Fue horroroso", dijo Danielle, quien agregó que ella consiguió huir en el momento en que los hombres atacaron al sacerdote, tras lo cual pudo dar el alerta a una persona que circulaba en coche.

"Estaba siempre presente para encontrarse con los fieles. Era una persona muy activa", señaló el religioso.

"Era un cura valiente. Los sacerdotes se pueden jubilar a partir de los 75 años, pero él prefirió seguir trabajando para estar al servicio de la comunidad. Se sentía fuerte todavía", le dijo al periódico francés Le Figaroel sacerdote Auguste Moanda-Phuati, de quien Hamel era auxiliar. "Era un hombre bueno y sencillo", agregó.


Hablando en el lugar del ataque en el pueblo normando de Saint-Etienne-du-Rouvr.ay, el presidente Francois Hollande dijo que Estado Islámico declaró la guerra a Francia y que el estado debería "usar todos sus medios" dentro de la ley para luchar contra el grupo, contra el que los militares galos lanzaron ataques aéreos en Siria e Irak.

El mandatario calificó el incidente como un "ataque terrorista atroz" y dijo a periodistas que los hombres habían jurado lealtad a EI. "La amenaza sigue siendo muy elevada", comentó.

La agencia de noticias del grupo, Amaq, informó que dos de sus "soldados" estaban involucrados en el hecho.

Un tercero fue arrestado.

Uno de los atacantes era vigilado por la inteligencia de Francia

Uno de los dos hombres que atentaron contra una iglesia católica de Francia, era vigilando por los servicios secretos franceses de tipo S por su posible vinculación con grupos terroristas, según consigna el diario francés Libération.

Ambos atacantes, que se identificaron como miembros del Estado Islámico (ISIS, por sus siglas en inglés), fueron abatidos por agentes de las fuerzas especiales de la Policía.

El ataque es el último de una serie de atentados letales en Europa, entre ellos la matanza masiva en Niza durante el Día de la Bastilla y cuatro incidentes en Alemania. Muchos de ellos han sido vinculados a militantes islámicos.

Varios medios franceses informaron que uno de los hombres era un residente local que pasó un año en la cárcel tras su regreso de Turquía luego de ser interceptado intentando viajar a Siria, pero que fue liberado bajo fianza con vigilancia electrónica a la espera de un juicio por supuestos delitos terroristas.

La oficina del fiscal dijo que aún se intentaba identificar a los dos sospechosos y que era demasiado pronto para sacar conclusiones. La policía dijo que se arrestó a una persona en relación con el ataque.

El Papa Francisco condenó el ataque, calificándolo como una "matanza barbárica".

Agencias

26 de Julio 2016