EEUU ahorraría al contribuyente 2,450 millones si retira ayuda a cubanos recién llegados

La cifra fue calculada por el Congressional Budget Office, una oficina que provee datos económicos a los legisladores.

Una propuesta de ley para recortar parte del presupuesto de ayuda a los inmigrantes cubanos en Estados Unidos ahorraría a los contribuyentes estadounidenses $2,450 millones en la próxima década, según calculan analistas del Congreso, citados por el diario floridano The Sun Sentinel.

Cada vez son mas las criticas sobre el programa de refugiado para los cubanos que abusan de la ayuda del contribuyente norteamericano en muchas ocasiones engañando a las autoridades que son falsamente opositores o perseguidos, y tras obtener la residencia viajan a la isla varias veces al año.

En otros casos mas escandalosos cada vez son mas los que vienen a EEUU, obtienen la residencia bajo el programa de refugiado solicitan ayuda y después se van a vivir a Cuba y familiares en Estados Unidos le tramitan la ayuda y se la envían para la isla.

Tras un tiempo de vivir en Cuba regresan a Miami por varias semanas y después se vuelven a instalar en la isla para no perder los beneficios del contribuyente americano.

De pasar, la propuesta de ley impulsada por el representante Carlos Curbelo y el senador Marco Rubio, eliminaría los beneficios de dinero en efectivo, seguro médico y otros tipos de asistencia, a menos que los inmigrantes puedan probar su condición de perseguidos por el Gobierno cubano.

La cifra fue calculada por el Congressional Budget Office, una oficina que provee datos económicos a los legisladores. Según sus cálculos los gastos se disminuirían en $50 millones en el primer año y otros $2400 millones hasta 2016, dijo la oficina de Curbelo, citada por el diario.

No obstante, el diario advierte que, a pesar del potencial de ahorros calculado por los analistas, la cifra sigue siendo muy inferior a los costos anuales en beneficios a los inmigrantes cubanos.

Las autoridades federales buscan a muchos cubanos que han estafado a los seguros federales y después se han escapado hacia la isla robandole al contribuyente norteamericano millones de dolares.

En su investigación el Sun Sentinel estimó que entre asistencia federal, estampillas de comida, y ayudas a ancianos y discapacitados, el gobierno emplea más de $680 millones al año.

La asistencia, que es desembolsada a través del Departamento de Niños y Familias y la Administración del Seguro Social (SSA), comprende, por cada individuo:

- US$194 mensuales durante tres meses, renovable a seis

- US$170 mensuales en ayuda alimentaria durante tres meses, renovable a seis

-US$6.500 (aproximadamente) por seguro médico y dental durante 6 a 10 meses para los adultos

Además, los menores tienen derecho al programa de ayuda médica para personas de bajos ingresos Medicaid, hasta que alcancen los 19 años, mientras que las personas mayores de 65 años pueden acceder a $730 de Ayuda Suplementaria (SSI) durante sus primeros siete años en el país tras obtener la residencia legal (al año y un día).

El Sun Sentinel llamó la atención también sobre una propuesta idéntica que Rubio intenta pasar en el Senado, como un modo de aligerar el camino para la anterior.

"Hemos visto a la gente abusar del sistema una y otra vez. Descubren que un familiar en los Estados Unidos va al banco todos los meses, coge una tajada y les envía el resto a ellos", dijo Rubio a sus colegas del Senado este miércoles.

La legislación no sería efectiva para quienes ya están viviendo en Estados Unidos, solo para los que lleguen de ese momento en adelante.

Hasta ahora, la propuesta cuenta con el respaldo de 57 patrocinadores de ambos partidos en la Cámara de Representantes y cuatro en el Senado.

Rubio y Curbelo comenzaron las gestiones para presentar la propuesta luego de que el Sun Sentinel publicara una investigación sobre los abusos que cometían miembros de la comunidad cubana en Estados Unidos, muchos de los cuales viajaban a Cuba mientras recibían los beneficios o enviaban este dinero a sus familiares en la isla.

La propuesta para que los cubanos que llegan a EEUU sean tratados como los demás inmigrantes ha abierto un debate en la comunidad cubanoestadounidense de Miami, parte de la cual reconoce que se "abusa" de los privilegios que les confiere la ley, y también de cubanos dentro de la isla.

Con informacion de Martinocias, Suntinel y Antena305

26 de Mayo 2016