Arrestan y acusan a un inmigrante mexicano ilegal por el asesinato de joven de Iowa

Fallos del Tribunal Supremo de Venezuela causan alarma internacional

La intención del gobierno venezolano de “anular” las facultades de la Asamblea Nacional (congreso unicameral) causa alarma a una comunidad internacional que cuestiona la calidad de la democracia de Venezuela, señaló hoy una analista.

En entrevista con Notimex, la internacionalista Elsa Cardozo indicó que el gobierno venezolano usa al Poder Judicial para anular muchas de las decisiones emanadas del Legislativo, que entró en funciones en enero y que cuenta con una clara mayoría opositora.

“Sin dudas esto ha generado muchas preocupaciones a nivel internacional, especialmente por la forma clara y evidente como le han quitado (al congreso) funciones y competencias constitucionales en materia de contraloría y administración”, precisó.

Cardozo añadió que la oposición venezolana ha armado una estrategia diplomática “discreta” en la que ha denunciado la poca calidad de la democracia en Venezuela para justificar su estrategia de lograr un cambio constitucional de gobierno.

“Uno también lo ve como parte de la estrategia de la oposición para conseguir apoyo internacional orgánico y lograr respaldo ante un eventual cambio de gobierno constitucional”, sostuvo la doctora en Ciencias Políticas.

En días pasados, el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) de Venezuela emitió una sentencia en la que limita severamente la capacidad del congreso para interpelar ministros y altos funcionarios, lo que prácticamente anula su capacidad para controlar al propio Poder Judicial.

Al respecto, numerosos grupos parlamentarios en Chile, Brasil, Uruguay y Argentina han expresado su preocupación por las decisiones del Poder Judicial venezolano, que apuntan a amputar las competencias de la Asamblea Nacional.

Estos grupos solicitaron a sus gobiernos mostrar firmeza y aplicar la Carta Democrática establecida en la Organización de Estados Americanos (OEA) y el Mercado Común del Sur (Mercosur).

Cardozo destacó que estas acciones “podrían significar la renovación de la Carta Democrática, que ha sido tan olvidada en los últimos tiempos” por gobiernos como el del presidente venezolano Nicolás Maduro.

La catedrática de la privada Universidad Metropolitana (Unimet) consideró que “la diplomacia parlamentaria está actuando y está protegiéndose de posibles conductas similares de otros gobiernos de la región”.

Cardozo estimó que con su triunfo en las elecciones legislativas de diciembre pasado, la oposición ha logrado una legitimidad internacional sin precedentes, que le permite avanzar en la posibilidad de alcanzar un cambio constitucional de gobierno.

“La oposición tiene ahora más que nunca legitimidad internacional porque ha demostrado tener el apoyo electoral necesario para lograr una salida a la crisis que atraviesa Venezuela por la vía constitucional”, recalcó la internacionalista.

9 de Marzo 2016

Notimex