Tormenta Tropical Alberto deja abundantes aguaceros en la Florida

Gran homenaje para los fallecidos del equipo de fútbol Chapecoense de Brasil

Decenas de vehículos fúnebres comenzaron a trasladar el viernes los ataúdes con los cuerpos de 70 de las 71 personas que murieron cuando el avión que transportaba al equipo de fútbol Chapecoense de Brasil, se estrelló en Colombia, para llevarlos a un aeropuerto desde donde partirán a sus países de origen.

Gran homenaje

La ciudad brasileña de Chapecó colapsará este sábado con el funeral colectivo a las víctimas del avión que transportaba al equipo local, el Chapecoense.

Miembros de todas las fuerzas de Seguridad brasileñas participan en los preparativos del funeral, que se desarrollará en el Arena Condá, el estadio del equipo, con la presencia de más de 100.000 personas.

La masiva operación de repatriación de 64 brasileños, cinco bolivianos y un paraguayo se realizo desde el aeropuerto José María Córdova.

Los cuerpos de ciudadanos bolivianos fueron transportados a bordo de un avión militar de la fuerza aérea de ese país, mientras que los 14 periodistas brasileños se repatriarán en vuelos particulares, contratados por las empresas para las que trabajaban.

Los cinco restos de las víctimas bolivianas que son transportadas hacia su país pertenecen a Miguel Alejandro Quiroga Murakami, Alex Richard Quispe García, Ovar Fernando Goytia Vargas, Rommel David Vacaflores Terrazas, Sisy Gabriela Arias Paraviciny.

El cuerpo de Ángel Lugo, víctima venezolana, partió a las 8 a. m. hora local en un vuelo comercial de Avianca.

Mientras que los restos del paraguayo Gustavo Encina llegaron a su país a las 6:20 hora local (4:20 a.m. en el Perú). El cuerpo del fallecido despachador de vuelos fue recibido por su esposa Raquel Coronel y sus tres hijos en el aeropuerto de las afueras de la capital paraguaya.

Los féretros de los 64 brasileños fallecidos en el accidente del avión que transportaba al equipo del club Chapecoense fueron trasladados a la base militar de Rionegro, a las afueras de Medellín, donde reciben homenajes militares ante de su repatriación.

Los féretros, cubiertos con una bandera blanca con el escudo del equipo de Chapecó, fueron recibidos en la pista por miembros de la Fuerza Aérea Colombiana (FAC).

Una bandera de Colombia y otra de Brasil, ambas con un crespón ondean al viento en la pista de la base militar adyacente al Aeropuerto Internacional José María Córdova, a donde se dirigía el avión de la aerolínea boliviana Lamia cuando se accidentó.

Los fallecidos brasileños son 19 jugadores del Chapecoense, 25 dirigentes, personal técnico e invitados del club y 20 periodistas que cubrirían el partido de ida de la final de la Copa Sudamericana que el club del estado de Santa Catarina iba a jugar el pasado miércoles en Medellín con el Atlético Nacional.

El cortejo fúnebre salió de Medellín y recorrió más de 40 kilómetros para llegar a la base militar acompañado por personas que a ambos lados de la carretera agitaban pañuelos blancos para despedir a los fallecidos.

Tres aviones Hércules de la Fuerza Aérea Brasileña (FAB) esperan en la pista que termine la ceremonia de honores y un breve acto religioso para que los féretros sean embarcados y emprender el viaje a Chapecó, a donde se espera que lleguen esta noche después de más de seis horas de vuelo.

Algunos de los periodistas fallecidos serán repatriados en aviones fletados por la cadena Fox y el canal de televisión Globo, para los cuales trabajaban, según las autoridades.

Solo seis de los 77 ocupantes -tres jugadores, un periodista y dos miembros de la tripulación- sobrevivieron luego de que el avión se precipitó en una zona montañosa cerca de Medellín, donde el Chapecoense iba a jugar la final de la Copa Sudamericana frente a Atlético Nacional.

Las causas de la peor tragedia aérea en Colombia en más de dos décadas y la más grave en la historia del fútbol brasileño están bajo investigación, pero la principal hipótesis apunta a que la aeronave se quedó sin combustible en pleno vuelo la noche del lunes.

Agencias

2 de Diciembre 2016