Irán está en un gran problema, advierte Trump tras detención de petroleros

Trump advierte a Irán que cometieron un grande error con derribo de drone

Los Guardianes de la Revolución de Irán anunciaron este jueves el derribo de un avión no tripulado de Estados Unidos, dedicado a operaciones de espionaje en tiempo real, en el Estrecho de Ormuz donde se registraron varios incidentes en el último mes.

El presidente Donald Trump reacciono de inmediato y le hizo una seria advertencia, Irán cometió "un error muy grande", en referencia al derribo de un drone norteamericano de vigilancia, cuya zona de vuelo está en disputa por ambos países, en un episodio que agrava la tensión bilateral.

La secretaria de prensa de la Casa Blanca, Sarah Sanders, dijo que Trump recibió información sobre el incidente ocurrido entre el miércoles por la noche y el jueves por la mañana. Agregó que el gobierno estará en contacto con los legisladores en el Capitolio.

Los funcionarios estadounidenses e iraníes tienen versiones contradictorias entre sí sobre las circunstancias del incidente.

El dron entró en el espacio aéreo de Irán durante las primeras horas de este jueves, sobrevolando la región de Koohe Mobarak, en la provincia meridional de Hormozgan, informaron los Guardianes en un comunicado.

Estados Unidos confirmó el jueves que un avión no tripulado estadounidense fue derribado por un misil tierra-aire iraní en el espacio aéreo internacional, lo que contradice la afirmación de Irán de que el avión no tripulado volaba sobre su territorio.

En un comunicado, el Comando Central de los EE. UU. Dijo que el incidente fue "un ataque no provocado a un drone de vigilancia estadounidense en el espacio aéreo internacional". El incidente se produce en medio de una mayor tensión entre Teherán y Washington por el colapso del acuerdo nuclear.

La declaración identificó al dron como un RQ-4 Global Hawk, que proporciona misiones de inteligencia, vigilancia y reconocimiento en tiempo real.

Se disparan los precios del petroleo.

El precio del petróleo de Texas (WTI) para entrega en julio abrió este jueves con un fuerte ascenso del 4,46 % (2,40 dólares) y a las 09:30 hora local (13:30 GMT) el barril cotizaba a 56,16 dólares en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), con una tensión creciente entre EEUU e Irán en Oriente Medio.

Por su parte, el crudo Brent, el referencial global, subía a 64,46 dólares el barril, a las 15:05 GMT, luego de haber trepado previamente más de un 3,3%, a un máximo intradía de 63,88 dólares.

Los aviones no tripulados cuestan entre $ 100 y 180 millones cada uno y pueden volar a más de 10 millas de altitud y permanecer en el aire durante más de 24 horas a la vez. Tienen un frente distinguible en forma de joroba y un motor encima. Su envergadura es más grande que la de un avión de pasajeros Boeing 737.

La Fuerza Aeroespacial de este cuerpo militar de elite fue la encargada de disparar contra el aparato, descrito en la nota como un avión espía estadounidense del tipo "Global Hawk".

La Guardia Revolucionaria, designada grupo terrorista por Washington el pasado abril, denunció que el dron estadounidense "violó el espacio aéreo territorial iraní", en un momento de escalada de la tensión entre Teherán y Washington.

No es la primera vez que Irán apunta hacia los drones de Estados Unidos.

Estados Unidos dijo que la imagen en falsa que fue tomada hace tiempo en Yemen.

Esto ocurrió cerca del estratégico estrecho de Ormuz, por donde cruza una quinta parte del petróleo mundial, y a solo unos 80 kilómetros de los Emiratos Árabes Unidos y Omán.

El comandante en jefe de los Guardianes, Hosein Salamí, subrayó que el derribo del avión no tripulado supone "un mensaje decisivo y claro" para que Estados Unidos respete "la integridad territorial, la seguridad nacional y los intereses vitales de Irán".

El Ministerio de Exteriores calificó en un comunicado el movimiento de Estados Unidos de violar el espacio aéreo de Irán de "agresivo y provocativo".

"Damos una advertencia decisiva contra la entrada ilegal de cualquier objeto o aeronave extranjeros en el cielo del país, y contra cualquier violación del territorio de la República Islámica", añadió la nota.

Este derribo coincide con un repunte de la tensión entre Irán y Estados Unidos en Medio Oriente, donde Washington ha decidido enviar más tropas y reforzar su despliegue militar de buques y misiles en el golfo Pérsico.

La crisis se ha agudizado asimismo tras un par de ataques a buques cisterna y petroleros en el estrecho de Ormuz, el último de ellos hace una semana, de los que Washington responsabiliza a Teherán.

Estas amenazas de Irán están motivadas por las sanciones que impuso Estados Unidos a su sector petrolero el año pasado, tras retirarse unilateralmente del acuerdo nuclear de 2015, y que fueron reforzadas en mayo con el fin de las exenciones a la compra de crudo iraní.

Agencias

20 de junio 20189