Nueva York se perdió ante los saqueadores, matones, la izquierda radical, Trump

Policías y militares patrullan las calles de Bolivia y Evo escapa a México

Las fuerzas armadas de Bolivia comenzarán a operar en las calles junto a la policía para reforzar la seguridad frente a “grupos vandálicos”, anunció el comandante Williams Kaliman en conferencia de prensa.

El mando militar ha dispuesto que las Fuerzas Armadas ejecuten operaciones conjuntas con la Policía Boliviana para evitar sangre y luto a la familia boliviana, empleando en forma proporcional la fuerza contra los actos de grupos vandálicos que causan terror en la población”, dijo Kaliman.

Los militares eran recibido en las calles con aplausos.

Una columna de centenares de partidarios de Evo Morales, quien renunció el domingo a la presidencia de Bolivia, avanzaba en la tarde de este lunes hacia La Paz desde la vecina ciudad de El Alto, en momentos en que el expresidente Carlos Mesa denunciaba un inminente ataque a su casa.

La marcha de enfurecidos seguidores de Morales partió en la tarde desde El Alto, bastión del líder izquierdista, observó un periodista de la AFP. Mientras tanto, en el centro de La Paz, los pocos comercios que estaban abiertos se apresuraron a cerrar sus puertas.


Evo Morales escapa hacia México.

El avión de la Fuerzas Aérea Mexicana en el que viaja Morales despegó del aeropuerto internacional de Asunción tras permanecer varias horas luego de partir de Bolivia, informó a EFE una fuente oficial.

Según algunos medios locales, el aparato partió rumbo a México, pero se vio obligado a hacer tierra en Paraguay al no disponer de autorización para volar sobre cielo peruano.

La Dirección Nacional de Aeronáutica Civil (Dinac) no ha emitido ninguna información al respecto.

Al exgobernante lo acompañan su hijo y el ex vicepresidente Álvaro García.

Agencias

12 de noviembre 2019