Israel advierte que es solo el comienzo, Hamas dispara lluvia de cohetes a Tel Aviv

Fuertes rechazo a Rusia por condena a opositor Alexei Navalny

La justicia rusa condenó este martes al opositor crítico del Kremlin Alexei Navalny a una pena de tres años y medio de cárcel por incumplir los términos de su libertad condicional.

La sanción de este martes supone la reimposición de una condena por malversación de fondos que había sido suspendida en 2014.

La condena se debe a que Navalny había faltado a sus citas de libertad condicional cuando estaba en coma en un hospital en Alemania recuperándose de un intento de asesinato con el agente nervioso novichok.

De pie en un cubículo de vidrio, Navalny, que fue detenido a mediados de enero cuando regresó al país, sonrió y dibujó un corazón en el aire por su esposa Yulia mientras el juez leía el veredicto.

El crítico del gobierno de Vladimir Putin ya cumplió un año bajo arresto domiciliario que se descontará del total de su condena.

Navalny lanzó antes un ataque contra el presidente Putin diciendo que pasaría a la historia como un envenenador. Dijo que el objetivo principal de la audiencia era intimidar a millones de ciudadanos rusos.

Navalny denunció este martes que su comparecencia ante un tribunal era un intento de “asustar a millones” de rusos y volvió a acusar al presidente ruso, Vladimir Putin, de ordenar su envenenamiento con un agente nervioso el verano pasado.

“Pasará a la historia como el envenenador”, dijo ante la corte. “Sabe usted, hubo un tal Alejandro (II) el Libertador y un tal Yaroslav el Sabio. Y nosotros tendremos a Vladimir, el Envenenador”.

El opositor subrayó que “todos se han convencido de que él (Putin) es un simple funcionario de tres al cuarto, que fue puesto en el cargo por casualidad. Nunca ha participado en un debate. Su único medio de lucha es el asesinato”.

Navalny consideró que el verdadero objetivo del juicio es “asustar a un enorme número de personas”.

“Encarcelan a una de ellas para asustar a millones”, dijo el opositor en la audiencia, tras la cual podría ser condenado a pasar entre dos años y medio y tres años y medio en la cárcel por violar, según las autoridades, su control judicial.

Reacción nacional e internacional

Simpatizantes de Navalny organizaron una protesta inmediatamente después de conocerse la decisión y trataron de reunirse fuera del tribunal, pero toda la zona estaba tomada por la policía antidisturbios. Más de 300 personas fueron detenidas.

Rápidamente se produjo una fuerte reacción internacional a la sentencia. El Consejo de Europa dijo que "desafía toda credibilidad".

El secretario de Relaciones Exteriores del Reino Unido, Dominic Raab, describió el fallo como "perverso" y el secretario de Estado de EE.UU., Antony Blinken, dijo que estaba profundamente preocupado por él.

Agencias

2 de febrero 2021