Fuerte terremoto de 7.1 estremece a México, decenas de muertos y heridos

SeaWorld de San Diego sacrifico una de las últimas orcas de la compañía capturada en estado silvestre

Los veterinarios del SeaWorld de San Diego sacrificaron a una de las últimas orcas de la compañía que fueron capturadas en estado silvestre.

Es la tercera orca que muere en este año en uno de los parques de la empresa.

La orca de nombre Kasatka falleció el martes por la noche “acompañada por los miembros de su manada, así como por los veterinarios y cuidadores que la amaban” después de luchar por años contra una enfermedad pulmonar, informó SeaWorld a través de un comunicado.

Los veterinarios tomaron la difícil decisión de sacrificar a la orca luego de que su salud comenzó a decaer en los últimos días a pesar del tratamiento que recibía, el cual incluía un inhalador hecho a la medida que permitía que la medicina llegara directo a sus pulmones.

Se estima que la orca tenía 42 años, lo que la convierte en la segunda orca más vieja en SeaWorld, detrás de Corky, quien se cree tiene 53.

Kristi Burtis, una conductista de orcas, pasó años trabajando con Kasatka.

“Aunque tengo el corazón roto, estoy agradecida por el tiempo que pasamos juntas, por la diferencia que hizo por las orcas en estado silvestre y por todo lo que aprendimos de ella”, expresó Burtis en un comunicado.

SeaWorld no ha capturado una orca en estado silvestre en casi 40 años, la mayoría de sus orcas nacieron en cautiverio. Kasatka fue capturada cerca de Islandia en 1978.

Su muerte ocurre menos de un mes después de que una orca de tres meses, de nombre Kyara y nacida en cautiverio, murió en el parque de San Antonio por neumonía.

En marzo de 2016, SeaWorld anunció el fin de su programa de reproducción, tras años de presión por parte de defensores de animales.

La compañía decidió eliminar gradualmente sus famosos espectáculos con orcas para el 2019.

AP

16 de Agosto 2017